La relación entre la neuroeducación y la psicología

Actualmente las neurociencias están siendo incluidas en diversas ciencias, con su aplicación en áreas como la anatomía, la lingüística, la economía, la tecnología, la genética, la educación, entre otras. Esta, se encarga del estudio del sistema nervioso central como un todo, desde su estructura anatómica hasta las patologías, relacionándose de cerca con la psicología para el estudio de la conducta humana. Hoy, abordaremos la relación existente entre la neuroeducación y la psicología.

La neuroeducación como ciencia

La neuroeducación, también conocida como neuropedagogía, es la transdisciplina que se encarga de fusionar las ciencias educativas, con aquellas otras que estudian el desarrollo cerebral. Siendo muy importante en la formación en psicología, a fin de aprovechar al máximo las funciones cognitivas, identificando las dificultades y potencialidades de cada persona. Así, se logra enfocar el aprendizaje de nuevos conocimientos en las áreas de mayor funcionamiento intelectual.

De esta manera, puede causar una revolución en el sistema educativo, mejorando los métodos de enseñanza. Logrando un aprendizaje continuo más allá de las situaciones sociales y personales, aprovechando al máximo la plasticidad cerebral.

Neuroeducación como revolución del sistema educativo

La psicología

Se trata de la ciencia que se encarga de estudiar la conducta humana, así como la psique y los procesos mentales. Este campo analiza la experiencia humana, vista de diferentes perspectivas y bajo diferentes circunstancias como la familia, el trabajo, la escuela, entre otros. Permitiendo que  las personas actúen de forma diferente a otras.

De igual manera, esta disciplina requiere del uso de diferentes métodos como es la entrevista y la observación de la conducta; aplicación de pruebas o test psicológicos, y de ser necesario el uso de la terapia.

Relación de la neuroeducación y la psicología

Los procesos emocionales y conductuales van de la mano con los procesos cognitivos, por ser seres racionales y sociales, basados en una herencia instaurada en el cerebro, también llamada instintos. Esta situación, es representada  por diferentes partes, que involucran la relación absoluta entre el cerebro visto de manera anatómica, y la mente con sus procesos cognitivos. Además, de su correlación con las emociones y la conducta.

En este sentido, un correcto aprendizaje requiere gozar de buena salud mental. Para ello es ineludible realizar diversas evaluaciones, con la finalidad de comprender la mente y la forma de adquirir nuevos conocimientos en cada persona, que sea capaz de cumplir con las necesidades requeridas. Siendo estimulante, creativa y placentera.

Su importancia radica en el equipo que forman estas dos áreas, complementándose entre sí, viendo al ser humano como un todo (un organismo biológico, psicológico y social). Así, se fortalecerá el proceso de aprendizaje, mejorando la capacidad de memoria, y perfeccionando el arte de enseñar.  

Relación de la neuroeducación y la psicología
Relación entre neuroeducación y psicología

De manera que, los profesores deben añadir a su formación conocimientos psicológicos, para determinar si los niños o jóvenes poseen algún limitación que dificulte el aprendizaje. Así, pueden intervenir de forma temprana, facilitando herramientas para mejorar sus procesos cognitivos. Asimismo, se debe aprovechar las propiedades cerebrales, planteando nuevas estrategias de aprendizajes afectivos y armónicos que produzcan seres autosuficientes y hábiles.

Perfil del profesional en neuroeducación

La demanda para estudiar esta ciencia, se ha incrementado y es una oportunidad de adquirir nuevos conocimientos. Resaltando que el profesional debe ser cualificado, capaz de actuar interdisciplinariamente, con actualización permanente de conocimientos en neurociencias, teniendo la experiencia práctica del profesor de aula, y reconociendo la individualidad de cada proceso enseñanza como de aprendizaje. 

Para finalizar, la neuroeducación, es una nueva disciplina que combina la psicología, la educación y el sistema nervioso. Esto, con el fin de fortalecer el conjunto de estrategias del proceso enseñanza y aprendizaje. Siendo el reto, capacitar a la sociedad sobre la importancia de la interacción de las funciones cerebrales, las emociones y el aprendizaje. De esa manera, se podrá promover las potencialidades de las personas sin discriminación.

Experto en la redacción de contenidos relacionados con la psicología y la salud en general. Trato de divulgar todo lo que considero interesante, y siempre contrasto información de fuentes fiables.

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad